Desde Abraham hasta la Iglesia, una cronología bíblica

Cronología bíblica

La Biblia no se trata de un solo libro, sino una colección de escritos muy diversos. Entre ellos encontramos varios géneros literarios: relatos épicos, crónicas, fábulas y alegorías, colecciones de leyes, poemas y canciones, sapiensales, proféticos y hasta cartas. También encontramos numerosos autores que escribieron en épocas muy distintas, inclusive, algunos de ellos nos cuentan sobre sucesos que ocurrieron mucho tiempo antes que ellos. Lo que todos estos escritos tienen en común es que expresan la relación ente Dios y su pueblo.

Pensémoslo de esta manera… Dios quiso revelarse a los hombres y escogió un pueblo para ir mostrándole su rostro. Fue una revelación lenta y progresiva. Generación tras generación, Dios fue dejando conocer un poco más de sí mismo a través de personas que le sentían presente en los acontecimientos ordinarios y extraordinarios de su vida. En el Antiguo Testamento vemos como Dios va levantando el velo y preparando el camino para el acontecimiento de Jesucristo. Y en el Nuevo Testamento vemos, en retrospectiva, como en Jesús toma plenitud todo lo que ha sido anunciado antes.

Para acercarnos a la Biblia es bueno tener un poco de conocimiento previo de lo que va ocurriendo en la vida de este pueblo. No solamente su entorno geográfico, político, económico y social, sino un poco sobre como se va desenmarañando la historia que van construyendo. Por eso, hoy quiero compartirles una cronología bíblica desde Abraham hasta la muerte de Juan, el último de los apóstoles.

La misma no pretende ser una cronología exhaustiva, sino ofrecerles una idea general de los acontecimientos más importantes, así como las fechas en que fueron apareciendo los personajes más conocidos y algunos de los libros de la Biblia.

Cronología bíblica

Hacia 1750aC, los Patriarcas

El periodo entre 2000 y 1750aC es de trastornos políticos en Egipto y Mesopotamia. Nómadas se establecen con sus rebaños de ovejas y cabras entre los pequeños reinos cananeos. La Biblia recuerda algunas personalidades sobresalientes que dejaron su nombre en la memoria y las tradiciones de estos clanes nómadas: Abraham, Isaac y Jacob, entre otros; entre estos Patriarcas están los orígenes del Pueblo de Dios.

Entre 1750 y 1550aC, en Egipto

Egipto es gobernado por príncipes de origen asiático, lo que favorece el establecimiento en el delta del Nilo de inmigrantes asiáticos en busca de pastos. Entre ellos se cuentan clanes procedentes de palestina que, en tiempos posteriores, serán parte del pueblo de Israel. Durante este periodo es la bajada a Egipto de los hijos de Jacob. En 1750, príncipes egipcios derrocan a los reyes extranjeros, expulsando a los asiáticos: “primer” éxodo.

Hacia 1250aC, el Éxodo

Grupos de nómadas dirigidos por Moisés huyen para escapar de los trabajos impuestos por Ramses II: es el Éxodo o salida de Egipto.

En el Horeb, sucede la experiencia espiritual decisiva para el porvenir de Israel. Posteriormente, la nueva fe es compartida con otras tribus en Cadés-Barné, lugar de peregrinación de los nómadas. Josue se establece en Palestina entre el 1220 y 1200aC.

1200aC, paso a la vida rural

Los nómadas que volvieron a Palestina con Josué se juntan con aquellos que se quedaron en el país. Conflictos frecuentes con los cananeos del interior y con los filisteos de la costa; sus civilizaciones más avanzadas influencian a los nómadas. Bajo el liderazgo de los Jueces y de los primeros Profetas, las tribus aprenden la solidaridad entre ellas y la confianza en el Dios salvador.

Débora y Barac vencen a los cananeos en Tanac (1125aC). La victoria de los filisteos en Afec y muerte de Elí (1050aC). Comienzos de Samuel hacia el 1040aC. Santuario de Siló.

1030 a 1010aC, comienzos de la monarquía

La frecuencia de los enfrentamientos y la falta de unidad inducen a las tribus a pedir un rey a Samuel, el último de los Jueces. Saúl, de la tribu de Benjamín, es designado. Su reinado sin gloria permite definir los papeles respectivos del rey y del profeta. Israel no será un reino como los otros ya que es el pueblo de Dios, llamado a dar testimonio de su fidelidad al Dios único en medio de las naciones.

1010 a 970aC, el rey David

Muerto Saúl en el combate de Gelboé, David es consagrado rey por Samuel. Rehace la unidad del pueblo en que siempre renacen los conflictos tribales. David toma a Jerusalén y la convierte en su capital (1000aC). Campañas militares aseguran la independencia y la hegemonía de Israel.

Durante el reinado de David: victorias sobre los filisteos, moabitas, el rey de Soba, arameos de Damasco, amonitas, amalecitas, edomitas; alianza con Jamat (2 Samuel 8).

970 a 931aC, reinado de Salomón

Salomón, hijo de David hace suyo el concepto del poder como lo tenía los soberanos orientales. Se casa con la hija del faraón. Sus esposas extranjeras introducen en Jerusalén a sus dioses y sus cultos. En el 4to año de su reinado, construye el Templo sobre la colina vecina, junto al palacio del rey, y dominando la ciudad donde reside el pueblo.

Obras suntuosas y expansivas cuyo costo agobia principalmente las tribus del norte. Comercio con Fenicia y Arabia; vasta actividad literaria.

931aC, asamblea de Siquem y cisma

Roboam es proclamado rey en Siquem; las tribus del norte presentan sus quejas al nuevo rey que se niega a escuchar. Las tribus se rebelan y comienza un reino independiente de las tribus del centro y del norte que guardará el nombre de Reino de Israel. El sur, que se quedó fiel al descendiente de David, será llamado Reino de Judá.

931 a 587aC, los reyes y los profetas

Después del cisma, las relaciones a menudo difíciles entre los dos reinos agravan el peligro de las agresiones exteriores. En Israel como en Judá, los profetas recuerdan las maravillas realizadas por Dios a favor de los padres; piden fidelidad a las exigencias de la alianza y la conversión del corazón.

Reino del Norte o Israel (931-721aC)

Reino del Sur o Judá (931-587aC)

Debido a la convivencia con los cananeos, el Reino de Israel se deja invadir por el culto a los ídolos y adopta las costumbres paganas. Intervención de los profetas: Elías, Eliseo, Oseas.

Jeroboán reside en Tirsá, se da culto en Dan y Betel (931 a 910aC). Omri funda Samaria y controla el país de Moab (885 a 874aC). Acab (874 a 853aC)se casa con Jezabel, hija de Itobaal, rey de Tiro y Sidón. Se le da culto a Baal. Aparece el profeta Elías. Inestabilidad propia de las instituciones humanas: numerosos golpes de estado con cambio de la dinastía.

El despertar de Asiria en el siglo 8 presagia el fin del Reino del Norte: invasión del país y caída de Samaria tomada por Sargón II (721aC). Deportación de una parte de la población a Nínive. Samaria es convertida en una provincia del imperio asirio y los ocupantes establecen ahí otros pueblos. Comienza el sincretismo religioso.

A pesar de sus errores, el Reino de Judá, aunque más exiguo tiene una suerte diferente. Dios, fiel a su promesa, mantiene en el trono a los descendientes de David. Los reyes intervienen para afirmar la autoridad del clero del Templo de Jerusalén y los sacerdotes apoyan a los reyes legítimos.

En los siglos 8 y 7, algunos grandes profetas: Isaías, Miqueas, Sofonías y Jeremías. Espera de un mesías y de tiempos nuevos.

Ezequías es rey de Judá (716 a 687aC). Liberación milagrosa de Jerusalén en 701aC. Nuevos embates del paganismo. Josías es rey de Judá (640 a 609aC). Hallazgo del “libro de la Ley” (622aC); reforma religiosa que se extiende a Samaria. Primera redacción de los libros de Josué, Jueces, Samuel y Reyes. Invasiones arameas, asirias y al fin caldeas. Ruina de Jerusalén y el Templo. Deportación a Babilonia de los elites y los profesionales.

587aC, ruina de Jerusalén y cautividad

La ruina de Jerusalén y el Templo pone la fe a prueba. El profeta Ezequiel afirma a los deportados que Dios está con ellos en su tierra de exilio. Si se convierten, Dios los restablecerá en su país. El “segundo Isaías” abre nuevas perspectivas: las humillaciones de Israel eran parte del plan de Dios para prepararlo a una misión universal. Su debilidad será su fuerza porque lo propio de Dios no es el poder sino el amor. Muchos de los que vuelven del exilio olvidan este mensaje y sólo pensarán en restablecer el antiguo reino de David.

538 a 333aC, periódo Persa

El rey Ciro de los medos y persas conquista Babilonia y crea un enorme imperio. El edicto de Ciro (538) concede la libertad a los deportados y les autoriza a volver a sus tierras. Vuelta a Jerusalén de numerosos deportados y reconstrucción de la ciudad y del Templo. Dedicación del segundo Templo (515). Profetas Ageo y Zacarías.

Además de Palestina, otros judíos se van a Alejandría y otros lugares.

Bajo Jerjes (486 a 465aC) y Artajerjes (465 a 423aC), aparece Malaquías; quizá Job, Proverbios, Cantar de los Cantares, Ruth y numerosos Salmos.

La legislación del Pentateuco (Torah), unificada por Esdras, es aprobada por Artajerjes (398ac). El clero ocupa una situación dominante en la sociedad. El país es una provincia persa que ha perdido su independencia política, pero los sacerdotes, guardianes y servidores del único Templo, mantienen la cohesión del pueblo de Dios. Para el año 350aC, Judea forma un estado teocrático con moneda autónoma (dracmas con la inscripción YHD, Judea).

Antes de Alejandro Magno, el profeta Joel y sin duda la obra del Cronista: libros de las Crónicas y de Esdras-Nehemías. Es el fin de la época persa o comienzo de la época helenística: Jonás y Tobías.

333aC, comienza el periodo griego o helenístico

Alejandro Magno, rey de Macedonia, lleva sus ejércitos a la conquista del imperio persa y, después de derrotar a los ejércitos de Dario, alcanza la India. Cuando muere, sus sucesores se reparten el imperio antes de desgarrarse entre sí.

Palestina es codiciada a la vez por los Seléucidas, que reinan en Antioquía de Siria, y los Lágidas (o Tolomeos ) que gobiernan Egipto. Judea sometida a los Lágidas (323 a 197). Libros de Jonás y Tobías.

Tolomeo I establece judíos en Egipto y Seleuco I en Antioquía (Josefo). Durante Tolomeo II, comienza la traducción griega de la Biblia conocida como la Septuaginta o traducción “de los Setenta” (300aC). Helenización de Palestina. Posiblemente surgen los libros Eclesiastés y Ester.

Victoria de Siria sobre Egipto en Panión. Judea es sometida a los Seléucidas de Siria (200-142aC). La constitución de Antíoco III aprueba el estatuto teocrático de los judíos. Jesús ben Sirá compone en hebreo el libro del Eclesiástico (Sirácida) (180aC).

Fuertes tensiones en la comunidad judía entre los que aspiran a una apertura a la cultura griega que a conquistado el Oriente Medio, y aquellos cuya fidelidad a las tradiciones de los antiguos sigue indefectible. Comienzos del movimiento asideo (los “religiosos”) del que saldrán los Fariseos y los Esenios.

167 a 164aC, persecución y levantamiento

Antíoco IV, rey de Siria, saquea el tesoro del Templo de Jerusalén para rehacerse un ejército. En el Templo se ofrecen sacrificios a Zeus Olímpico. Este sacrilegio y la persecución que lo acompaña suscitan la rebelión del sacerdote Matatías, con sus hijos Judas Macabeo, Jonatán y Simón.

Rebelión de los Macabeos, luchas encarnecidas de los judíos por su independencia política y religiosa. Judas sucede a su padre Matatías (166 a 160). Libro de Daniel.

Jonatán sucede a su hermano Judas (160 a 143), y es nombrado sumo sacerdote por Alejandro Balas (152aC). Surge la comunidad esenia de Qumrán (150aC).

Simón (143 a 134aC), sumo sacerdote y rey, inaugura una dinastía (los asmoneos ) en la cual el poder religioso y poder político se unen bajo una sola cabeza. Hace revivir el ensueño del gran reino de David y, aprovechando la decadencia del reino sirio, conquista tierras vecinas o lejanas.

Aparece la traducción griega del libro del Eclesiástico (132). Segundo libro de los Macabeos (125). Primer libro de los Macabeos y libro de Judit (100).

63aC, conquista de Jerusalén y comienzo del periodo romano

Pompeyo conquista la región y aprovecha las querellas de dos hermanos asmoneos, Hircano II y Aristóbulo II, pretendientes al trono para imponer la ley de Roma en el país.

Hacia el año 50aC, en Alejandría, se escribe el libro de Sabiduría.

Herodes el Grande es nombrado procurador de Judea por Julio César (47aC). Consiguió de Marco Antonio el título de rey en el año 40aC. Se casa con Mariamme de la estirpe de los asmoneos, nieta de Hircano II y de Aristóbulo II, en 38aC. Reinado tiránico de Herodes en el que elimina a todos sus posibles rivales, incluyendo su esposa y dos de sus hijos.

Los sumos sacerdotes, nombrados por el poder, ya no lo son en forma vitalicia; siguen dominando el partido saduceo. El partido de los zelotes mantiene el terrorismo contra el ocupante romano que multiplica los impuestos exorbitantes cobrados por los publicanos. Hambrunas, cesantía y grandes trabajos para absorber la mano de obra. Herodes trata de mejorar si éxito su imagen ante el pueblo judío. Inicia los trabajos de renovación del Templo (22 a 19aC).

Nacimiento de Jesús hacia el año 6aC.

4aC, muerte de Herodes

Violentos disturbios a la muerte de Herodes el Grande, le suceden sus hijos Arquelao, Herodes Antipas y Filipo. El emperador Augusto encarga a Arquelao la Judea, Samaria e Idumea; a su hermano Herodes Antipas, Galilea y Perea; y a Filipo lo nombra tetrarca de Batanea, Gaulanítide, Traconítide y Auranítide. Al ver los romanos el gobierno pésimo de Arquelao, lo exilian y encargan al gobernador de Siria la administración directa de Judea. Terrorismo zelote en Galilea y feroz represión, dos mil son crucificados.

Filipo el tetrarca (4aC a 34dC) construye Julias (Betsaida). Luego embellece Paneas (Panión), a la que da el nombre de Cesarea (Cesarea de Filipo) en honor de Augusto.

Entre el 1 y el 5dC nace de Pablo en Tarso, discípulo de Gamaliel el Viejo.

6dC a 39, los procuradores

Los procuradores residen en Cesarea, ciudad y puerto nuevos, el más famoso de ellos será Poncio Pilato (26 a 36dC) que condenará a Jesús. Galilea, “reino aliado”, es encargado a Herodes Antipas. Debido a sus intrigas, es deportado a Occidente.

En el año 15dC, Valerio Grato destituye a Anás. Tres sumos sacerdotes luego estará José, llamado Caifás (18 a 36dC).

Antes del 23dC, Herodes Antipas, casado con la hija de Aretas, se casa con Herodías, mujer de su hermano Herodes. En el otoño del 27 comienza la predicación de Juan Bautista y comienzo de la vida pública de Jesús.

Pascua del año 28dC, subida de Jesús a Jerusalén (Juan 2,13).

Año 29dC, Juan Bautista es ejecutado en la fortaleza de Maque­ronte.

Resurrección de Jesús, año 30dC

Jesús es crucificado en vísperas de la Pascua (con mucha probabilidad, el 7 de abril del 30). Se manifiesta resucitado a sus discípulos el día que sigue al sábado, primer día de la semana.

Desde el año 30dC, el tiempo de la Iglesia

Pentecostés, la efusión del Espíritu sobre los discípulos (Hechos 2) y comienzo de la Iglesia.

Hacia el 36dC, el martirio de Esteban, dispersión de la comunidad, conversión de Pablo. Pablo en Damasco (36 a 37dC).

Año 37dC, muerte Tiberio, Calígula es nombrado emperador.

Hacia el 39dC, Pablo en Jerusalén y Tarso. Milagros de Pedro. Conversión del centurión Cornelio.

Año 42dC, Claudio es nombrado emperador.

Entre el 42 y 43dC, Agripa I manda decapitar a Santiago, hermano de Juan (Santiago el Mayor); durante la fiesta, ordena el encarcelamiento de Pedro.

Hacia el 43dC, se funda la Iglesia en Antioquía y los creyentes comienzan a ser llamados “cristianos”.

Entre 45 y 49dC, el primer viaje apostólico de Pablo con Bernabé. Hambruna en todo el Imperio, Pablo y Bernabé hacen una colecta para los cristianos de Jerusalén (47 a 49dC).

Entre 49 y 50dC, el Concilio de Jerusalén libera a los cristianos de la Ley judía.

Del 50 al 53dC, el segundo viaje de Pablo: Listra (Timoteo), Frigia, Galacia, Filipos, Tesalónica, Atenas (discurso en el Areópago).

Del 53 al 58dC, el tercer viaje de Pablo.

Año 54dC, Nerón es emperador de Roma. Santiago, “el hermano del Señor”, encabeza la Iglesia de Jerusalén. Pablo es encarcelado por falsas acusaciones de algunos judíos.

Del 60 al 61dC, viaje de Pablo a Roma. El primer proceso de Pablo en Roma. Santiago es apedreado por orden del sumo sacerdote.

Hacia 64dC, incendio de Roma por orden de Nerón y persecución contra los cristianos.

Hacia 67dC, Pedro y Pablo son martirizados en Roma.

Hacia 69dC, Vespasiano es nombrado emperador.

Año 70dC, Tito toma Jerusalén e incendia el Templo. Evangelio de Marcos.

Año 79dC, gran erupción del Vesubio.

Hacia el año 80dC, Evangelio de Mateo (griego); Evangelio de Lucas y Hecho de los Apóstoles.

Año 81dC, Domiciano es nombrado emperador de Roma.

Año 96dC, Nerva sucede a Domiciano como emperador. Libro del Apocalipsis.

Año 98dC, Trajano sucede a Domiciano como emperador de Roma.

Entre el 98 y 100dC, El Evangelio de Juan y las Cartas de Juan.

Año 100dC, durante el tercer año del reinado de Trajano, muere Juan, el último de los apóstoles, en Éfeso a la edad de 94 años.


Fuentes:

Comparte...

    Tienes algo que decir

    La dirección de email no será publicada, pero debe completar los blancos marcados con *.

    *

    Últimos comentarios