El “Acuérdate” a San José

El 19 de marzo celebramos la fiesta de San José, le recordamos como guardián o custodio del Redentor, como esposo de la Virgen y como patrón de la Iglesia universal. Se dice que los primeros en celebrar la fiesta a San José fueron los Monjes Benedictinos en el año 1030. Le siguieron los Siervos de María en el 1324 y los Franciscanos en el 1399. Los papas Sixto IV y Pío V promovieron la fiesta y el papa Gregorio VI la estableció oficialmente en el año 1621.

Santa Faustina nos cuenta en su diario sobre la gran devoción que ella y toda la Congregación de las Hermanas de Nuestra Señora de la Misericordia tienen a San José, y entre sus oraciones diarias le dedican el Acuérdate (o Acordaos).

¡Acuérdate! ¡Oh castísimo esposo de la Virgen María y dulce protector mío, San José, que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han invocado tu protección e implorado tu auxilio haya quedado sin consuelo!

Animado con esta confianza, vengo a tu presencia y me encomiendo fervorosamente a tu bondad. No desatiendas mis súplicas, oh padre adoptivo del Redentor, antes bien acógelas propicio y dígnate socorrerme con piedad. Amén.

Comparte...

    Tienes algo que decir

    La dirección de email no será publicada, pero debe completar los blancos marcados con *.

    *

    Últimos comentarios