Jornada de oración y ayuno por la paz

Jornada de oración y ayuno por la paz

El Papa Francisco, durante el rezo del Ángelus de ayer domingo 1ro de septiembre, hizo un llamado para que todos –cristianos y no cristianos– nos uniéramos en una Jornada de oración y ayuno por la Paz en Siria, el Medio Oriente y el mundo entero… acompañemos al Santo Padre en esta importante iniciativa.

Queridos hermanos y hermanas: Buenos días.

Hoy, queridos hermanos y hermanas, quisiera hacerme intérprete del grito que, con creciente angustia, se levanta en todas las partes de la tierra, en todos los pueblos, en cada corazón, en la única gran familia que es la humanidad: ¡el grito de la paz! Es el grito que dice con fuerza: Queremos un mundo de paz, queremos ser hombres y mujeres de paz, queremos que en nuestra sociedad, desgarrada por divisiones y conflictos, estalle la paz; ¡nunca más la guerra! ¡Nunca más la guerra! La paz es un don demasiado precioso, que tiene que ser promovido y tutelado.

Vivo con particular sufrimiento y preocupación las numerosas situaciones de conflicto que hay en nuestra tierra, pero, en estos días, mi corazón está profundamente herido por lo que está sucediendo en Siria y angustiado por la dramática evolución que se está produciendo.

Hago un fuerte llamamiento a la paz, un llamamiento que nace de lo más profundo de mí mismo. ¡Cuánto sufrimiento, cuánta destrucción, cuánto dolor ha ocasionado y ocasiona el uso de las armas en este atormentado país, especialmente entre la población civil inerme! Pensemos: cuántos niños no podrán ver la luz del futuro. Condeno con especial firmeza el uso de las armas químicas. Les digo que todavía tengo fijas en la mente y en el corazón las terribles imágenes de los días pasados. Hay un juicio de Dios y también un juicio de la historia sobre nuestras acciones, del que no se puede escapar. El uso de la violencia nunca trae la paz. ¡La guerra llama a la guerra, la violencia llama a la violencia!

Con todas mis fuerzas, pido a las partes en conflicto que escuchen la voz de su conciencia, que no se cierren en sus propios intereses, sino que vean al otro como a un hermano y que emprendan con valentía y decisión el camino del encuentro y de la negociación, superando la ciega confrontación. Con la misma fuerza, exhorto también a la Comunidad Internacional a hacer todo esfuerzo posible para promover, sin más dilación, iniciativas claras a favor de la paz en aquella nación, basadas en el diálogo y la negociación, por el bien de toda la población de Siria.

Que no se ahorre ningún esfuerzo para garantizar asistencia humanitaria a las víctimas de este terrible conflicto, en particular a los desplazados en el país y a los numerosos refugiados en los países vecinos. Que los trabajadores humanitarios, dedicados a aliviar los sufrimientos de la población, tengan asegurada la posibilidad de prestar la ayuda necesaria.

¿Qué podemos hacer nosotros por la paz en el mundo? Como decía el Papa Juan XXIII, a todos corresponde la tarea de establecer un nuevo sistema de relaciones de convivencia basadas en la justicia y en el amor (cf. Pacem in terris [11 abril 1963]: AAS 55 [1963], 301-302).

¡Que una cadena de compromiso por la paz una a todos los hombres y mujeres de buena voluntad! Es una fuerte y urgente invitación que dirijo a toda la Iglesia Católica, pero que hago extensiva a todos los cristianos de otras confesiones, a los hombres y mujeres de las diversas religiones y también a aquellos hermanos y hermanas no creyentes: la paz es un bien que supera cualquier barrera, porque es un bien de toda la humanidad.

Lo repito alto y fuerte: no es la cultura de la confrontación, la cultura del conflicto, la que construye la convivencia en los pueblos y entre los pueblos, sino ésta: la cultura del encuentro, la cultura del diálogo; éste es el único camino para la paz.

Que el grito de la paz se alce con fuerza para que llegue al corazón de todos y todos depongan las armas y se dejen guiar por el deseo de paz.

Por esto, hermanos y hermanas, he decidido convocar en toda la Iglesia, el próximo 7 de septiembre, víspera de la Natividad de María, Reina de la Paz, una jornada de ayuno y de oración por la paz en Siria, en Oriente Medio y en el mundo entero, y también invito a unirse a esta iniciativa, de la manera que consideren más oportuno, a los hermanos cristianos no católicos, a los que pertenecen a otras religiones y a los hombres de buena voluntad.

Jornada de oración y ayuno por la paz

El 7 de septiembre en la Plaza de San Pedro, aquí, desde las 19.00 a las 24.00 horas, nos reuniremos en oración y en espíritu de penitencia para implorar de Dios este gran don para la amada nación siria y para todas las situaciones de conflicto y de violencia en el mundo. La humanidad tiene necesidad de ver gestos de paz y de oír palabras de esperanza y de paz. Pido a todas las Iglesias particulares que, además de vivir esta jornada de ayuno, organicen algún acto litúrgico por esta intención.

Pidamos a María que nos ayude a responder a la violencia, al conflicto y a la guerra, con la fuerza del diálogo, de la reconciliación y del amor. Ella es Madre. Que Ella nos ayude a encontrar la paz. Todos nosotros somos sus hijos. Ayúdanos, María, a superar este difícil momento y a comprometernos, todos los días y en todos los ambientes, en la construcción de una auténtica cultura del encuentro y de la paz. María, Reina de la Paz, ruega por nosotros.

Comparte...

    6 comentarios en Jornada de oración y ayuno por la paz

    1. Esta de mi parte orar por a aquel que considero que esta en contra mio, por no tener mi mismo pensar y me propongo hacer un ayuno por las necesidades de esa persona para que Dios la bendiga, y, me regale la serenidad y la paz en mi corazón. Se que es un grano de arena no más pero de grano en grano llena la gallina el buche. Dios te pido mucho espíritu de sabiduría, discernimiento, y perseverancia en mi corazón para orar con amor por toda la humanidad que lo haga por lo que me resta de vida en este mundo. Mil bendiciones a blog de Tengo Sed por permitirme hacer estos minutos de reflexión.

      María Rosalba
    2. ¡basta ya de guerras, basta de matanzas, basta ya de hombres sedientos de sangre y poder!, ¡que la barbarie ponga su punto final!…
      “Hay más gloria matando la guerra con las palabras que matando a los hombres con el hiero; y es una verdadera gloria obtener la Paz con la Paz”…
      “bienaventurados los que construyen la paz” (Mt 5,9)

      Carlos Pereira
    3. Señor Jesus, tu eres grande y misericordioso, por eso me atrevo a pedirte que aumentes mi fe, que me llenes de tu misericordia para poder alcanzar el proposito de sentirte como quiero contigo,. Señor Padre eterno, padre maravilloso para ti no hay imposible cuando te pedimos con humildad, por eso intercede en mi vida, para que me ayudes a encontrar el camino, me enseñes muchas cosas y me llenes con tu infinita bondad. Clamo por mi señor, solo te pido ayuda en mi fe, en mi perseverancia contigo, lo demas se que me viene por añadidura, no me desespero, solo tu sabes el momento en que me puedaes dar lo que te pido.
      Alabado y bendito seas, Rey de Reyes, Señor de Señore. Te amo mucho. amen

      Margarita
    4. Hermosas y sencillas palabras dijo el Papa ya esta en agenda y en mi corazon orar ese dia Oremos todos por la Paz del Mundo en Especial por ese lugar que en este momento esta en crisis donde personas Inocentes estan sufriendo por esa violencia.

      Pidamos como nos dice el Papa A Dios a Jesucristo al Espiritu Santo y a Nuestra Madre Maria
      Oremos de Corazon .

      Mario Morales H.
    5. QUE LA BENDICION DE DIOS Y MARIA SE DERRAME SOBRE ESTA HUMANIDA Y NOS ARROPEN CON SU MANTO Y QUE CADA UNO DE NOSOTROS APRENDAMOS QUE LA VIDA QUE TENEMOS FUE PAGADA POR EL AMOR DE DIOS A NOSOTROS Y A UN PRECIO MUY ALTO. NO NOS PERTENESE LE PETENESE A CRISTO POR QUE NOS CREEMOS DUENOS DE LA VIDA DE LOS DEMAS Y LA QUEREMOS DESTRUIR ,APRENDAMOS QUE DIOS ES AMOR, A AMARNOS COMO EL NOS MANDO, QUE VALE MAS UNA SONRISA UN PERDON UN TE QUIERO UN GRACIAS UN POR FAVOR Y YA ES HORA DESER VERDADEROS SERE HUMANOS Y DEJAR LA QUERRA POR QUE AL FINAL DEL CAMINO NADA NOS PERTENESE TODO ES DE NUESTRO SENOR, TRATEMOS DEVIVIR EN PAZ SE PUEDE, TODO ES POSIBLE CRISTO SIEMPRE ESTA A TU LADO PARA FORTALESERTE CADA VEZ QUE TU LO NESESITES Y LO PONGAS PRIMERO EN TODO Y DECIRLE TE AMO SENOR QUIERO AMAR SIN MEDIDA COMO TU Y PERDONAR COMO TU NOS PERDONA JUNAMOS AL SANTO PADRE POR QUE CUANDO DOS O MAS SE UNEN EN ORACON PODEMOS CAMBIAR ESTE MUNDO PERO CON FE VERDADERA DE CORAZON EMPIEZA HOY QUE EL SENOR DERRAME MUCHA HUMILDAD, GENEROSIDA Y PAZ EN NUESTROS CORAZONES, AMOR Y DECERNIMIENTO Y PODEMOS CAMBIAR ESTE MUNDO MIL BENDICIONES LOS AMO EN EL AMOR DE CRISTO Y MARIA AMEN,

      carmen judith vazquez
    6. ¡Hermosas palabras del Papa Francisco! Que no quede ahí…..pongamos todo de nuestra parte para contribuir por esta paz tan anhela en el mundo. Pidamos a nuestra querida Madre Celestial que interceda por nosotros, sus hijos, para aprender a vivir en paz en un mundo tan violento.

      Irma Guadalupe Treviño

    Tienes algo que decir

    La dirección de email no será publicada, pero debe completar los blancos marcados con *.

    *

    You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

    Últimos comentarios