Medjugorje… Padre Jozo y los primeros problemas

Las apariciones de Medjugorje tuvieron un comienzo difícil… En un país comunista y oficialmente ateo no debía aparecerse la Santísima Virgen, mucho menos llamando a todos a la oración y a la penitencia… simplemente era algo que no debía suceder allí… al menos, así pensaban las autoridades yugoslavas…

Cuando comenzaron las apariciones, la policía comenzó a interrogar a los jóvenes y a someterlos a pruebas psiquiátricas… para sorpresa de las autoridades, los médicos e investigadores los declararon normales, sanos de mente y de cuerpo… pero, como la policía no quedó conforme con lo que acontecía, comenzó un tiempo difícil en el cual los videntes se veían confrontados por la incredulidad y el rechazo de las autoridades…

Como se prohibió el acceso a la colina, entonces las apariciones ocurrían en sitios diversos… meses después comenzaron a tener lugar definitivamente en la Iglesia parroquial, único lugar de culto autorizado en el régimen marxista…

En ese entonces, al párroco de Medjugorje, el Padre Jozo, tampoco le parecía que fuera posible que la Virgen se le apareciera a unos jóvenes en la colina del Podbrdo… pero el Señor tenía otros planes y quiso manifestársele de una manera extraordinaria y hacer de él una víctima de este acontecimiento… he aquí la narración del mismo Padre Jozo:

Yo era el párroco de Medjugorje cuando empezaron las apariciones. Al principio, yo no creía. Tenía un gran temor. Al inicio, muchos estaban en contra de los videntes pensando que habían tomado drogas. Y yo también luché contra ellos. Pero la Santísima Virgen fue siempre muy paciente conmigo. Y cuando todo el pueblo y los peregrinos se convencieron de la realidad de las apariciones, se preguntaban: ¿por qué el párroco no cree? Yo prediqué el domingo 28 de junio, el cuarto día de las apariciones, y dije a mis feligreses: Dios ya ha dicho todo lo que tenia que decir a través de los profetas y de Jesucristo. Y con la muerte del último apóstol ya se ha cerrado la revelación. ¿Para qué se va a aparecer la Santísima Virgen, entre las piedras y las zarzas de allá arriba? Yo sé con seguridad que Cristo está aquí presente, en la Eucaristía, en la Biblia, en medio de nosotros, pero no en esas manifestaciones. No creo que la Santísima Virgen esté en ese monte. Y entonces pensé: No puedo permitir, como sacerdote, que los comunistas y otras personas ridiculicen a Jesucristo y a la Virgen, a la Iglesia, a nuestra Fe. Debo parar todo esto.

Al día siguiente, 29 de junio, era la fiesta de San Pedro y San Pablo y yo escribí en un papel lo que pensaba… y allí decía que no creía. Yo estaba triste y no entendía por qué los centenares de peregrinos seguían a los videntes y subían a la colina pero no entraban en la iglesia, en la “Casa de Dios”. Y resultó que un jefe comunista, que estaba viajando por diversos puntos del país, dijo en Citluk: “Un fraile con 6 jóvenes ha inventado que la Virgen quiere destruir nuestro régimen. ¡No podemos permitirlo!” Al día siguiente, vinieron soldados y policías con perros que rodearon y ocuparon el pueblo, cortaron todos los caminos y no se podía pasar. En el único sitio donde se podía entrar era en la Iglesia. Y así, la Santísima Virgen, a través de la presencia de los soldados y policías, reunió a los peregrinos en la iglesia. ¡Cómo actúa Nuestra Señora! Y así pude aprovechar para hablar a la gente para que ellos rezaran en el “lugar de oración”. Le pedí al Señor que me hiciera entender si era verdad o no que la Virgen se aparecía a los seis jóvenes. Y después de la Santa Misa, les dije a los peregrinos que se quedaran en la iglesia rezando. Pero todos salieron y se fueron a la colina de las apariciones, sin hacerme caso. Yo me quedé solo en la iglesia, muy triste, con un gran dolor. Me puse a rezar en un banco, en el tercer banco, de rodillas, el Santo Rosario. Abrí la Biblia y leí cómo Israel recibió el agua que salía de la piedra golpeada por Moisés. Y yo pensé: ¡Qué claramente has iluminado y guiado a Israel por medio de profetas! Pero aquí nosotros no entendemos nada.

En ese momento, el Señor me dijo, con voz fuerte: “¡Sal del templo y protege a los jóvenes!” Hice una genuflexión y salí rápidamente de la iglesia. Entonces, me encontré con los seis jóvenes, que venían corriendo. Me abrazaron y me dijeron: “La Policía nos persigue, protégenos”. Yo los llevé a la casa parroquial y los metí en un cuarto.

Este hecho quedó grabado profundamente en mi interior y produjo sus efectos, sus frutos. Como la colina de las Apariciones estaba vigilada por la Policía, sólo pude subir allí tres años y medio después.

 

El Padre Jozo dudaba de lo que ocurría… una reacción normal ante el hecho sobrenatural que tenía en frente… pero había una diferencia, él tenía su corazón abierto a Jesús y escuchó su voz… y eso fue suficiente para él… Padre Jozo fue sentenciado a la cárcel por defender las apariciones y a los videntes, y “conspirar” contra el régimen comunista… por eso muchas veces fue llamado “el séptimo vidente”…

Comparte...

    3 comentarios en Medjugorje… Padre Jozo y los primeros problemas

    1. Virgen de Nuestra Señora de Međugorje, te Pido por mi recuperación, que cada día este mejor, que ya no me aparezcan nuevas enfermedades, que mi sanacion sea total.
      Lo mismo te pido para Ignacio, Sebastián y Santiago.
      Te pido paz para las almas de Fer, Fernando, fosco y larriera.
      Te pido paz para sus familias y mucha luz para sus hijos.
      Te agradezco que nosotros cuatro estemos acá y te pido luz para entender lo que precisas de nosotros y ayudarte en tu misión, vos nos dejaste acá, yo por lo menos soy un instrumento tuyo, sólo por favor te pido gozar de plena salud otra vez.
      Amén

      Paula
    2. DESEO DE TODO CORAZON QUE NUESTRA SEÑORA CON SU INFINITA BONDAD,LE CONCEDA A MI HERMANA MªJESUS,LA DESAPARICION DE SU CEGUERA TOTAL Y DE SU ESCOLIOSIS PROFUNDA!! ¡GRACIAS VIRGENCITA QUERIDA!!!

      MªPILAR SAINZ DE TORRONTEGUI
    3. Dios los bendiga

      Sandra Quiteño

    Tienes algo que decir

    La dirección de email no será publicada, pero debe completar los blancos marcados con *.

    *

    Últimos comentarios