Por qué ser sacerdote


Como ustedes saben, el Santo Padre ha decretado un Año Sacerdotal para orar por la santificación de nuestros sacerdotes y el aumento de las vocaciones sacerdotales… pues hoy me enviaron la dirección de una página web -muy buen, por cierto- dedicada a la promoción vocacional: ¿Sacerdote yo? ¿Por qué no?

Pues en la portada de esta página me encontré con este video que me ha gustado mucho – ¡la última frase está genial!: “Por que Cristo no vale la pena… ¡vale la vida!!!” – así que los invito a ver el video y visitar esta página… y si conocen a alguien que pueda tener vocación, ¡compártansela!

Comparte...

    3 comentarios en Por qué ser sacerdote

    1. cristo dejo una sola iglesia, una iglesia que debemos amar como el mismo la amo, en ella a expresado su gran amor por la humanidad, en ella nos enseña a amar de verdad. ¿que tenían que ver los once apóstoles con la traición de judas? , nada ¿que tienen que ver las sacerdotes santos con los que no lo son?, ¡nada! todo lo que de jesus viene es bueno pero si algo esta mal no es por causa de la iglesia si no de unos pocos que no hacen lo que le agrada a Dios, Realmente si queremos sacerdotes santos debemos orar mucho, e incluso empezar nosotros por ser sacerdotes desde el ministerio, solo a si entenderemos el peso de un presbítero.

    2. Helmut… después de la muerte y resurrección de Jesús comenzaron a surgir varios escritos… entre ellos estaban los Evangelios canónicos (Mateo, Marcos, Lucas y Juan), el libro de los Hechos, las epístolas de Pablo, Santiago, Pedro, Juan, Judas y el libro del Apocalipsis… también circulaban otros evangelios, otras epístolas y hasta otro apocalipsis… tan así, que llegó un momento donde la Iglesia tuvo que delinear unos criterios para decidir cuales de estos escritos era inspirados y cuales no…

      Sin entrar en muchos detalles… el Canon Bíblico, o los libros que se consideraban inspirados, quedó establecido por primera vez en el Concilio de Hipona en el año 393, fue ratificado por el Concilio de Cartago en el año 397 y confirmado nuevamente por el Concilio de Trento el 8 de abril de 1546…

      Como vez, las primeras comunidades cristianas no tenían una “biblia” como tú y yo la conocemos… sino que se alimentaban de la Tradición oral que los apóstoles dejaron a sus sucesores… la Biblia surge como expresión escrita de esa Tradición… surge dentro de la comunidad eclesial y para la comunidad eclesial… y es la comunidad eclesial quien le confiere la autoridad que hoy tú le reconoces… ¡y esa comunidad eclesial es la Iglesia Católica!!!

      Vez porqué es contradictorio reconocer la autoridad de la Biblia y rechazar la autoridad de la Iglesia que la escribió… la Tradición – así, con mayúsculas – no es otra cosa que las enseñanzas que Jesucristo entregó a los Apóstoles… pues, como dice Juan al final de su evangelio: «Hay además otras muchas cosas que hizo Jesús. Si se escribieran una por una, pienso que ni todo el mundo bastaría para contener los libros que se escribieran»… esas «otras muchas cosas» no se han perdido, ¡sino que siguen vivas en la Tradición!!!

      Sobre el sacerdocio y los sacerdotes… pues es cierto que por nuestro bautizo somos también “sacerdotes”… es más, somos “sacerdotes, profetas y reyes”… pues somos «herederos con Cristo»… el “sacerdocio común de los fieles”, como le llama la Iglesia Católica, lo tenemos todos los fieles en virtud del sacerdocio de Cristo… es por nuestra condición de “sacerdotes” que podemos ofrecer a Dios nuestros sacrificios y cargas…

      Pero además de este “sacerdocio” que es común a todos, también hay un “sacerdocio ministerial” instituido por el mismo Jesucristo en la Última Cena… otra vez en el evangelio de Juan encontramos la “oración sacerdotal” donde Jesús ora al Padre por sus apóstoles… y no sólo ora por ellos, sino por aquellos que creerán por su palabra… ora para que «todos sean uno», como el Padre y Él son uno… en este testimonio está el deseo expreso de Jesús: la unidad de su Iglesia…

      Fíjate… el video presenta varios sacerdotes expresando sus razones para haber seguido el llamado de Jesús… estos sacerdotes – sacerdotes católicos – no se apartan de las enseñanzas de Jesús… al contrario, al abrazarse a la Tradición y la Biblia, se están abrazando a Todo Jesús, no sólo una parte, sino al Cristo Total… ¡esa es la riqueza de la doctrina católica!!!

      Romualdo
    3. Me gusta el video también, más tengo algo que decir, ojalá todos estos sacerdote se quedaran con lo que expresan en este video, Cristo es el que vale la vida¡¡¡, y no se apeguen a todas las demás doctrinas vaticanas que son doctrinas de hombres y tradiciones; que por más que lindas y buenas que sean no son bíblicas, y muchas son contrarias a la doctrina bíblica que Cristo vino a vivir y nos dejó para hacer.
      Asimismo Jesús en su ministerio rechazó a los Fariseos y a los principales sacerdotes porque éstos les importaba primero cumplir las formas y cultos religiosos más que vivir el Evangelio del Reino que vino a proclamar, y que ganó con su muerte sacrificial y su resurección victoriosa, por esto el que cree tiene vida eterna. Siendo todos sacerdotes del Altísimo.

      Helmut

    Tienes algo que decir

    La dirección de email no será publicada, pero debe completar los blancos marcados con *.

    *

    You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

    Últimos comentarios